jueves, 16 de mayo de 2013

Mientras


A mi que ya no me queda nada, solo la ilusión de tu ser ajeno...
que es mucho y a la vez tan poco, tan escaso sueños...
Siento por momentos abrumadora la soledad y por momentos tan pasiva, tan acostumbrada a roer mis noches, que de vez en cuando asfixia... 
Más empiezo a desear tenerte cerca, aunque seas ajeno, voy a empezar a preguntarme por qué se dieron así las cosas, no tuviste piedad de mi... me tentaste toda el alma... vi que me caía y te seguí, porque lo haces todo de manera tan placentera, tan amena me haces la vida... 
Mientras siga deseando a alguien como vos para mi, quizá no haya problemas, ni conflictos por resolver... mientras...




Y a vos, ya no intento descifrarte, en lo inmediato te arroje por la borda, que se cumplan tus sueños lejos de mi, a mi que causaste tanto daño sin saber, a mi, que siendo egoísta te dejo de lado, ya no quiero más me desequilibres emocionalmente... sé feliz. Mientras en lo mediato, me culpo por haber terminado una "amistad" así, pero no nos merecemos algo sin sentido... te quiero mucho más de lo que pudieras comprender... ya no quiero más despiertes los sentimientos de celos más horrendos que creí nunca tener... 




Mientras... un fantasma renace, parece que lo veo en todos lados... quizá hayas sido el único capaz de intentar amarme y sin embargo, te diste por vencido... En este tiempo comprendí tanto, tanto y todo! pero de qué sirve ahora que tus memorias forman parte de mis recuerdos y esporádicos sueños... Si un deseo infinito guardo en mi ser, es tu regreso y luego, ese ser perfecto me regala la felicidad a plena luz del día... su ausencia comienza a notarse en mi rostro, en mi mal humor, ahí me aferro a lo racional, a la parte esa de que todo él es ajeno... y caigo derrotada, en silencio... tragando lagrimas que en la mañana serán sonrisas como escudo ante la vida misma...

Quizá ya no haya salida, ya no podré cambiar un fantasma por un ser ajeno... mientras hago duelo de una despedida confusa...