domingo, 31 de octubre de 2010

BASURA

Un irrefrenable odio a mi... me doy bronca, tener tanta capacidad para herir, para depurar libremente las amarguras internas... con que facilidad brota la miseria humana, la mía, mis malditos temores que se traducen en filosas y certeras palabras, matando continuamente la posibilidad de vivir... con que facilidad mi desdicha maldita y perseguida brota como torrentes por mis poros, mientras con una sonrisa más que soberbia, mato a quien no merece morir, muerdo rabiosamente y me provoca risa, creo que lo último es un reflejo absurdo...

Y por qué nunca mido las palabras, porque sabe mi cabeza, mi corazón y mis putos temores, que quiero decir lo que digo, no me avergüenzo... mientras la podredumbre me desborda... por qué? por qué carajo?!!

Sé que es huir de la vida, de las alternativas que como abanico surgen continuamente y cierro la puerta con mil llaves, contraseñas y por las dudas, un par de pasadores... a veces creo que debería volver a nacer para aprender a vivir justamente...

Y me creo valiente por decir mis verdades, para que de antemano las personas que intentan quererme huyan, y sin embargo soy yo la única persona que se ahoga sin querer pedir auxilio, no quiero que nadie cercano perciba que mi mundo se derrumba, que no tengo dignidad para respirar...

Aquí estoy retroalimentándome concientemente de la realidad y su trasfondo, sin hallar solución, sin pretender si quiera descubrir el por qué a tanto miedo... lo mío es facilidad, las cosas están bien o están mal, no hay matices; de la forma más irrestricta que se pueda imaginar, todo pasa por elegir siempre lo negativo, mientras puedo llegar a convencer al mundo entero que soy feliz... o tal vez no convenzo y simplemente me esfuerzo cada día por levantar murallas alrededor, que nadie se atreve a traspasar porque la advertencia es más que clara "preserva tu integridad y huye si puedes, no te arriesgues, no hay sentido valedero para ello"...

"No dejarme querer"... no sé cuando llegue a ese extremo, negarse tanto la posibilidad de amar, hasta cambie o bloquee en mi las sensaciones de amor que genera ver un niño, un bebe, las flores, la vida misma y otra sarta de cosas cursis que podría mencionar, pero para qué gastarse, para mi no tienen sentido... y sin embargo, no me he resignado a esperar la muerte, porque incluso morir sin haber vivido genera miedo, bronca, decepción... puras contradicciones...

Reconozco que tengo mis altibajos, y en los suburbios en que se descolla mi persona, me muestro débil y vulnerable, tal vez sean contados esos momentos, tal vez hasta les puse cronómetro, nada difícil para quien es amante rebelde de la soledad; caigo o me dejo caer, momentos en que mi alma reclama a gritos ser consolada y amada, entonces hasta puedo sentir desfallecer... y sin embargo, eso que necesita exteriorizarse se queda acribillándome con los pensamientos, es así que perduro en mis andazas con idas y vueltas, eternamente encasillada...

Luego de intentar racionalizar absolutamente todo, surgió alguien que aunque me resista a creer se ha abierto paso en mi camino, desde que llegó hizo colapsar mis esquemas... fue así que empecé a intentar revertir una serie de complejos, fantasmas inventados, continúo en la lucha y luego, recuperar con cierta apatía mi viejo sentimiento de amor a los más pequeñitos... cómo pude racionalizar mi naturaleza, mis instintos?? a veces me asombro de mi misma...

Pero vuelvo a ser yo, no sé, será el margen extenso que me queda para ahondar en mis pensamientos, por más que siento que por dentro mi corazón late, pongo en duda esa sensación, permaneciendo incrédula ante la posibilidad... en lo cotidiano cada situación hace clic en mi, me cuestiono vorazmente, a veces quisiera censurarme; quiero creer que por algo se empieza, pero sé que siempre va a ser poco para finalmente aceptar que no hay fórmulas exactas en esto del querer, del dejar que me quieran y del amar sin restricciones... tampoco nadie puede enseñar a vivir, a lo sumo puede la presencia de alguien tener efectos secundarios que emanados así provoquen vértigo a los días, pero queda en mi resolver (y no dejo de creer que tengo la solución =S )...

alejate de mi - go away

Creo que todo pasa, por sentir siempre que debía reclamar amor, por rogar que me ame "esa persona" y de pronto alguien cree sentir eso por mi, sin necesidad de que lo pida... me acostumbre o me aferre tanto a mi manera de pensar, que cuando inesperadamente se presento alguien refutando mis teorías, me hizo sentir la necesidad de repasar todo y encontrar el error, aunque creo que lo que está logrando es que abandone mis teorías innecesarias, que no me permiten avanzar... quizá por eso me sentí tan mierda cuando tome absoluta conciencia de que bastarían un par de palabras para romper lazos, y aunque solo haya provocado una falsa alarma, me sentí mal... más aún sabiendo que su sentido de humanidad tiene tanta bondad, su templanza es tan dulce, que llego a convencerme que mis demonios internos me han poseído del modo que deje de ser yo, o continúo siendo yo pero con más mierda... ¡¡¡aaaah!! Deseo sinceramente poder corresponderle del modo que se merece; aunque tal vez su inocencia no le ha permitido percatarse de que está equivocado... sabiendo que la posibilidad de que se concrete es ínfima pero porque verazmente la realidad nos supera. Así queda lo más valioso que me pueda regalar con su existencia... la esperanza.

No hay comentarios: