martes, 22 de diciembre de 2009

.:: basta ::. [22.12.09]


Depuse armas... me deje ganar por tu indiferencia, duele verte aún y sin embargo siento tranquilidad en mi vida, ahora que sé que te has decidido por hacer "nada", el tiempo dará la explicación de que solo es una lección, no sé si el corazón aprenda alguna vez, no sé hacia adónde voy ahora que decidí decirte adiós o un hasta luego, no hay nada que me haga retroceder, y sin embargo siento que estoy frenando mi ansiedad, cuesta un incalculable suspiro, cuesta una eternidad, pero nada ha costado mi cariño es eso lo que me has hecho creer... no siento seas una desilusión, tal vez un sueño, un sueño dulce que me hizo vivir, que me hizo crecer, que me hizo ver muchas más cosas de las que nunca vas a saber, cosas que tal vez te quise contar a través de lo poco que leíste de mi pero que nunca entendiste, no te diste cuenta que te pedía a gritos tu presencia, no te dejaste llevar por mis palabras o tal vez si, no sé, quizá sea yo quién nunca sepa de ti, no sé... para dejarte ir estoy pensando en cosas negativas, pero no dejo que me carcoma el alma, eso no... Porque sé que di mucho de mí, mucho, demasiado y aún así sé que muchas más veces quise darte más cariño, pero tu indiferencia hacia marcar el desatino que sería...
A veces pienso o quiero creer que sería más feliz si me borraras de tu vida, hasta incluso que me odies, habría de preferir cualquier solución, solo para hacer un punto final, no quiero más puntos suspensivos entre vos y yo, no quiero más...
Aún se me hace difícil dejarte de pensar, creo que a pesar de todo sigo esperando tu reacción, esa que nunca tuviste, esa de la que siempre escribí esperando que dieras vida... pero es seguir esperando imposibles...
No voy a dirigirte la palabra aún, no puedo sería volver a caer en el círculo vicioso en que caigo siempre que intento hacerme fuerte, pero siempre vas a saber que aún tu sonrisa me puede el alma exorcizar... aún así luego de que pasa la posibilidad, me siento bien, siento que es lo correcto, quizá algún día tengas el valor de decir adiós y entender por qué digo basta...


me marcho

No hay comentarios: